Banner Top Cookies

Cookies

Utilizamos cookies para mejorar tu experiencia, marketing digital y análisis de uso

Privacidad

Caso de éxito

Ayuntamiento de Blumenau utiliza GeneXus para desarrollar una aplicación que monitorea COVID-19

El estado de salud clínico y la ubicación geográfica de los pacientes y sospechosos de Coronavirus son monitoreados por una aplicación desarrollada en solo dos días.

Pronto Mobile, una aplicación de la Secretaría de Salud del Ayuntamiento de Blumenau, que tiene como objetivo facilitar el acceso de los ciudadanos a los servicios de salud, posee una funcionalidad para monitorear a pacientes diagnosticados con COVID-19 o con sospecha de la enfermedad. La herramienta es parte de un riguroso proceso de seguimiento del Coronavirus, que fue establecido por decreto del alcalde de Blumenau, Mário Hildebrandt.

El desarrollo de la solución se llevó a cabo en solo dos días y estuvo a cargo de i4 Intelligence for Innovation, distribuidor regional de GeneXus Brasil, que crea soluciones basadas en Inteligencia Artificial. “La tecnología low-code de GeneXus, que automatiza los lenguajes de programación tradicionales, nos ha permitido enfocarnos en el problema y no en la programación. De este modo, pudimos entregar una herramienta a la población de Blumenau en un corto período de tiempo”, destaca Eric Boeing, consultor y director de desarrollo de i4.

Toda persona que dé positivo o que sigue en una situación de investigación de la enfermedad está siendo monitoreada por la aplicación como si fuera un pin en el mapa de la ciudad, con acompañamiento por un equipo de apoyo compuesto por profesionales de la salud. “El mapa interactivo desarrollado en GeneXus fue fundamental para facilitar el acceso de la población a los servicios de salud, además de que los equipos de monitoreo disponen de información en tiempo real para la toma de decisiones”, señala Julio César Silva, director de sistemas e innovación del Municipio de Blumenau.

Desde su lanzamiento hace aproximadamente un mes, ocho mil ciudadanos, entre positivos y negativos, ya han sido monitoreados por la aplicación y ahora hay al menos 700 casos que continúan siendo controlados. El plazo de aislamiento social monitoreado es de 14 días para positivos y de tres días para casos sospechosos.

La persona que está siendo monitoreada recibe notificaciones push cada dos horas con preguntas relacionadas con su estado clínico, como "¿tiene fiebre, dolor o dificultad para respirar?". Al responder, la ubicación del paciente se recoge y se valida con la dirección indicada en el registro, donde debe cumplirse el aislamiento.

Las personas que no responden a las preguntas en 15 minutos o que se mueven a distancias superiores a 15 metros son contactadas a través de llamadas realizadas por los equipos de monitoreo. Si no hay éxito en este último intento, se notifica a la autoridad policial, así como la Vigilancia de la Salud, la Defensa Civil Municipal y el Ministerio Público.

Se considera que la pandemia es una misión crítica, que requiere soluciones en el momento adecuado para ser eficaces en la lucha contra la proliferación del virus. Por esta razón, las herramientas basadas en low-code son ideales para un desarrollo ágil y en tiempo y forma a fin de satisfacer las necesidades actuales.